COLEGIO DE LAS TERESIANAS (1888-1889)


COMENTARIO RAZONADO

Establecimiento escolar (convento, colegio e internado) promovido por la Compañía religiosa de Santa Teresa y construido al norte de la ciudad. Las obras fueron empezadas a finales de 1888 por un arquitecto cuyo nombre se desconoce, pasando poco después a Gaudí, cuando el edificio estaba construido a la altura del segundo piso. A pesar de que este factor le impuso la planta, de forma rectangular y muy alargada, Gaudí fue capaz de acabar la obra en poco menos de un año, previa modificación sustancial del antiguo proyecto.

El edificio resultante contó con cuatro niveles (planta baja y tres pisos) concebidos como tres crujías longitudinales, cuya central destinó a lucerna. Así, Gaudí conseguía la entrada de luz, desde el último piso hasta la planta baja, iluminando todas las dependencias.

Tanto en el exterior como en el interior utilizó el arco parabólico, que destaca en los pasillos que soportan los patios de luces y que configuran unos espacios de magnífica resolución arquitectónica, estética y lumínica. Los principales materiales utilizados son la piedra y el ladrillo macizo, de bajo coste y muy sobrios, que contrastan con elaborados trabajos de forja y cerámica.

Aunque el Colegio de las Teresianas sigue funcionando como centro docente, parte del jardín que lo rodeaba desapareció durante la construcción del Cinturón de Ronda de Barcelona. Se trataba de un amplio jardín proyectado por Gaudí según su particular manera naturalista de concebir los espacios, y en el que se plantaron palmeras y pinos que rodeó con caminos y bancos de piedra.

Bien Cultural de Interés Nacional desde 1969.

     
1878 1879 1880 1881 1882 1883 1884 1885 1886 1887 1888 1889 1890 1891 1892 1893 1894 1895 1896
und-color: #000000; border: 1px none #000000; visibility: hidden">